LOS INCAS: EL TRASCENDENTAL DESARROLLO

Autor: Julio Montenegro - Fecha: 14 de Agosto del 2017- Categorías: Obras Hidráulicas

Es importante señalar que el panorama cambia si caracterizamos científicamente a los Incas, ya que por mucho tiempo se incriminó al Tahuantinsuyo de ser un imperio despótico, ilegal y tiránico lleno de indiós tímidos y pusilánimes pero muchos no piensan lo mismo.  La explicación de la producción científico-tecnológica y ecológica de los Incas según la ciencia histórica sucede a través del desarrollo de las formaciones económico sociales del desarrollo de los pueblos, en donde los hombres llenan su vida, su conciencia en general, reflejo del ser, basados en la realidad objetiva del espacio y del tiempo, que son formas objetivas y reales del ser, es decir, las que son propias de su tiempo. Es importante recalcar que abunda informaciones que dan sustento científico.

Las revoluciones industriales y el desarrollo de la industria maquinizada en las sociedades contemporáneas, han ocasionado graves desequilibrios entre la naturaleza, el hombre y la sociedad. La infinita valoración a el entorno natural o Kay Pacha; a el cosmos o atmósfera Hanan Pacha;  al bajo mundo o Ucu Pacha, y principalmente a la tierra o Pachamama y el agua o Yacu, estaba muy difundido en sus más de 200 naciones; la vida de la sociedad, es decir la interrelación del hombre con la biósfera en la confederación incaica, que se caracterizó por ser un estado esclavista comunal y predominantemente patriarcal, estuvo regulada fundamentalmente por normas morales y sociales, propias del pueblo y que el Estado reglamentó, las que fueron muy claras y precisas en su aplicación; éstos estuvieron relacionados con la vida, la tierra, el aire, la riqueza del subsuelo, el agua y todo lo que se obtenía de ello se lograba con un profundo respeto, que se practicaba con el trabajo diario, la honradez, la veracidad, la solidez familiar (Ayllu) y la solidaridad (Ayni).

En el Tahuantinsuyo se interrelacionaron entre sí el hombre, la sociedad y el medio geográfico de la mejor manera 

 Los hombres conocían perfectamente los componentes del medio natural, sus diversos procesos y fenómenos de la biósfera en su totalidad y a los sistemas ecológicos que la componen, lo que se demuestra con el acertado uso de tecnologías agrícolas y climáticas, bien aplicadas en su tiempo. Con el desarrollo de las fuerzas productivas se crean condiciones para el surgimiento y el sensible desarrollo de ramificaciones específicas en las ciencias y muchas tecnologías en constante renovación. Al estudiar la bioética Inca debemos considerar su efectividad en el campo económico principalmente.

Cultura, ecología y aprovechamiento del medio

Durante siglos los hombres de las sociedades andinas fueron sometiendo a la naturaleza de manera progresiva, lo que significa que supo aprovechar descubrimientos accidentales y logros planificados, para enriquecer el cúmulo de conocimientos que tuvieron sobre su entorno natural, aprovechándolo en su beneficio, con lo cual ya en la época del Tahuantinsuyo significó el más alto grado de desarrollo en aspectos científicos, tecnológicos y culturales, tales como:

– Cerca de de 2000 actividades entre tecnologías laborales y científicas, desde el mar y la costa a la selva, pasando por los Andes.

– Se tiene recuento de miles de plantas útiles, comestibles, medicinales, venenosas, así como las necesarias para la construcción, elaboración de objetos domésticos y de ornato.

-Explotación y clasificación de animales, peces e insectos: comestibles, peligrosos o ponzoñosos; salvajes, domesticables y de trabajo.

– Dominio de la astronomía , de los fenómenos climatológicos, de las estaciones y sus cambios para la elaboración de los calendarios solar y lunar; cartas astrales y su aplicación a los ciclos agrícolas, la silvicultura, la navegación, etc.

– Genreraron unidades de medida para cuantificar datos, áreas, objetos, distancias, volúmenes, pesos, dimensiones, tiempo, etc., y que han evolucionado en conceptos abstractos, matemáticos y filosóficos, así como los equipos para el cálculo y archivamiento de los datos obtenidos: yupanas y quipus.

– Manufactura de utensilios e instrumentos para incrementar el potencial de la fuerza humana, que resulta en el aumento de la productividad con menos esfuerzo y en nuevas relaciones con el medio ambiente.

Todo lo dicho anteriormente era usado en la aplicación práctica y especializada: andenes, canales, acueductos, puentes colgantes, grandes palacios, fortalezas e incluso ciudades construidas con el uso de la piedra tallada y pulida, entre otros, dan cuenta de la extraordinaria capacidad, ingenio y fortaleza mental y física del pueblo Inca hasta la llegada de los españoles.

Compejo de Tipón, obra hidráulica y observatorio Hidrológico que destaca en el Imperio Incaico 

Debemos recalcar que la cultura Inca se constituyó en base a un apretado tejido de relaciones económicas y sociales y que su producción científica y tecnológica abre una ventana para comprender y visualizar la conexión integral entre los elementos naturales, sociales y simbólicos de la formación social en cuestión, lo cual se sustenta en la capacidad de sus hombres por conocer profundamente su medio y todo lo que de este es aprovechable.

La historia del imperio Incaico se magnifica si consideramos que, en general, los instrumentos que se utilizaron en ciencia y tecnología eran naturales: piedras, metales, fibras vegetales, etc., pero sus técnicas fueron de un conocimiento complejo para su tiempo, dando como resultado, grandes logros en diversos campos decisivos de la producción científica, tecnológica y ecológica. Esta es la primera premisa para dimensionar el origen y significado de la producción material de los Incas.

ALGUNAS REFERENCIAS:

TEMOCHE CORTÉZ, PATRICIABreve Historia de Los Incas. Editorial Nowtilus, España. Febrero, 2008.

METRAUX, ALFRED. Los Incas. Fondo de Cultura Económica, 1989.

COBO, BERNABÉ. Inca Religion and Customs. University of Texas Press, 1990.

 
 
 
Tags: IncasHidráulica IncaMachu Picchu

Comentarios

Más cosas que podrían interesarte